Villagonzalo Pedernales

Usted está aquí

Historia

Historia

                        HISTORIA DE VILLAGONZALO PEDERNALES


 

 

                                                                                                                                                                                        
Ayuntamiento El municipio de esta Villa burgalesa dista una legua (una hora de andadura) al sursuroeste de la capital provincial. Se halla situada a una altura media de 900 metros y su terreno est√° asentado en formaci√≥n geol√≥gica del mioceno terciario, siendo llano y elev√°ndose suavemente hacia el despoblado de S. Andr√©s de Perdernales y la carretera que lleva a Arcos. Las cotas m√°s prominentes se hallan en el paraje alto de Las Canteras‚Ķ Los primeros pobladores de pueblos ib√©ricos en estas tierras pertenecieron a las tribus de los Turmogos.
En la alta Edad Media (siglo X) se ubicaba dentro del obispado de Mu√Ī√≥, fund√°ndose aqu√≠ el monasterio d√ļplice (varones y mujeres) de San Juli√°n de Pedrenales, que pervivir√≠a hasta la reforma cisterciense, desapareciendo en el siglo XIII; convirti√©ndose entonces sus heredades en lugar de abadengo del monasterio de Las Huelgas Reales de Burgos y S. Pedro de Carde√Īa, y otra parte como servidumbre de la Iglesia catedral burgalesa.
Situación que se sostuvo hasta la desamortización, primero de Mendizábal (1835) y la definitiva de Madoz (1856), reinando Isabel II… Así mismo, como apunta el libro Becerro de Behetrías (1354) este lugar fue repoblado por Alfonso García de Gorias y donado posteriormente a sus sucesores


En √©poca moderna este se√Īor√≠o fue heredado por el conde de Villariezo , cuyos privilegios le fueron confirmados por S. M. Fernando VI en Aranjuez el 18-IV-1746‚Ķ
Otra referencia para el estudio y descripci√≥n hist√≥rico-geogr√°fica de Villagonzalo Pedernales la hallamos en el Archivo de la Real Chanciller√≠a de Valladolid, donde se encuentran bien conservados al menos 4 documentos de planos y mapas. Los dos primeros en papel y tinta sepia, son los proyectos de traza de las b√≥vedas de su templo y dependencias de √©ste dise√Īadas por el gran arquitecto Juan de Vallejo; por los pleitos civiles incoados contra √©l por la Iglesia y Concejo en 1538 y 1552. Otros dos corresponden a un lienzo de 1758 y un papel trabajado en acuarela y tinta de 1761 en los que se dibujan mapas con la descripci√≥n topogr√°fica, caminos y t√©rminos de la Villa; testimonios de un pleito entablado entre el conde de Villariezo y el marqu√©s de Villareal de Buniel, sobre deslinde de posesiones en la juridici√≥n de Villagonzalo Pedernales.
Hay personajes de esta Villa que aparecen en listas de censos, compras y ventas de casas y heredades, en legajos de Ordenes Religiosas; por ejemplo en los correspondientes al convento de la Sant√≠sima Trinidad extramuros de S. Gil en la ciudad de Burgos, ya en el siglo XIV; depositados hoy en el Archivo Hist√≥rico Nacional de Madrid. 

Respecto al elenco de FUENTES DOCUMENTALES DE VILLAGONZALO PEDERNALES, que han ido recopilando el discurrir de sus gentes por la historia y que dan razón de su protagonismo y relevancia, son en síntesis las siguientes:
Los Libros Parroquiales, conservados en el Archivo Diocesano de Burgos. Los del Archivo Municipal, que ha ido atesorando la memoria de su tiempo
La relación de las 40 respuestas generales del Catastro de Ensenada, exigidas a la Villa en tiempos de Fernando VI (1752); se hallan como una excelente descripción de media docena de folios manuscritos, en el Archivo Histórico Provincial de Burgos, dando cuenta de la vida del pueblo en una época de franco crecimiento

Otro relato de √©poca es el referido a la encuesta de las 15 preguntas pedidas por el ge√≥grafo de S. M. Tom√°s L√≥pez, y enviadas desde Villagonzalo Pedernales el 25 de junio de 1796, que se conservan en la Biblioteca Nacional de Madrid (Burgos y su Provincia: manuscrito n¬ļ 7296), que sin embargo se despachan en solo 15 l√≠neas de tono sombr√≠o.
La del historiador y despu√©s ministro de Hacienda Pascual Madoz, en su famosa recopilaci√≥n Diccionario de Espa√Īa y sus posesiones de Ultramar (edici√≥n de 17 vol√ļmenes), confeccionada despu√©s de la Exclaustraci√≥n y posterior Desamortizaci√≥n de 1836; publicada en 1849, en el que se describe la realidad de la Villa con un timbre de moderado  optimismo

Scroll top